Muchas veces omitimos completamente las señales que nos da nuestro propio vehículo, pudiendo surgir notables averías en el mismo. Es por ello por lo que hoy hemos decidido traer las 7 señales que el propio coche puede darte para que sepas que debes pasar por el taller. ¿Has notado alguno de estos signos en alguna ocasión? En caso afirmativo ¿Cómo has actuado? A continuación te mostramos uno a uno los 7 signos que te indicarán que tu vehículo necesita ser revisado.

Infografía: Señales de que tu coche debe pasar por el taller

Tus frenos vibran, se hunden o chillan

Las vibraciones al frenar son síntoma de una avería que NO siempre está localizada en los frenos. En cuanto sientas esa vibración, deberás tener en cuenta que puede ser por diferentes motivos:

  • Neumáticos y llantas en desequilibrio: Es el caso más inusual, pues no solo vibrarían los frenos, sino también el volante.
  • Desgaste en los amortiguadores: Es poco probable, pues unos amortiguadores muy gastados es difícil que produzcan oscilaciones, solo las amplifican.
  • Deterioro en los discos de freno: Producido normalmente por un calentón puntual o varias sesiones de uso intenso. La deformación de los discos provoca que con el frenado todo el vehículo vibre.
  • Deterioro en el buje: Esto puede deberse a los kilómetros que lleva el coche recorridos, la falta de grasa, esfuerzos excesivos… Recuerda que un buje deteriorado puede acabar averiando los discos y viceversa, por lo que se recomienda ir al taller rápidamente.

También puede deberse a una fuga de aire o de líquido de rotura. Recuerda que los sonidos o vibraciones en los frenos nunca traen cosas buenas, por lo que se recomienda acudir al taller en todo caso.

Presencia de humo por el tubo de escape

El humo transparente emitido por el tubo de escape cuando el clima es más frio es cosa normal; el problema viene cuando este emite un humo negro o blanco, lo cual podría derivar en una fuga de aceite, un filtro de aire sucio en el motor, un carburador problemático o cualquier otro problema.

Veamos las razones por las que el tubo de escape expulsa humo negro en los motores de gasolina:

  • Suciedad en el filtro de aceite.
  • Estárter averiado e inmóvil.
  • Nivel de gasolina demasiado alto en el carburador.
  • Presión en la bomba de gasolina demasiado elevada.
  • Presencia de holgura en el surtidos principal de carburador.
  • Otras…

¿Quieres saber más causas de la expulsión de humo por el tubo de escape? En nuestro blog podrás encontrar las causas de la expulsión del humo negro y las causas de la expulsión del humo blanco.

Desviación en el frenado

¿Has notado que tu vehículo tira hacia un lado cuando frenas? Entonces es hora de acudir a tu taller de confianza.

Esto puede deberse a un desgaste desigual en los frenos, el desalineo de las ruedas o a que un neumático esté inflado de manera incorrecta. ¡OJO! Lo último puede provocar:

  • Mayor gasto económico y peor repercusión medioambiental.
  • Mayor posibilidad de pinchazo.
  • Desllantamiento en las maniobras de emergencia.
  • Aumento en la distancia de frenado.
  • Menor prestaciones en el paso de la curva.
  • Incomodidad al conducir.

Recuerda que un correcto mantenimiento en tu vehículo es fundamental para su posterior funcionamiento. Desde Grupo RO-DES te recomendamos que te informes de las consecuencias de llevar los neumáticos de tu vehículo con una presión inadecuada.

Dificultades para acelerar

Si tu vehículo responde lentamente cuando pisas el acelerador, podría significar que el filtro de aire del motor necesita remplazarse o, puede ser un problema más grave, como una caída en el convertidor catalítico o una fuga en la línea de combustible.

Sabes que ha llegado la hora de cambiar el filtro de aire de tu coche, pero ¿No sabes ni cómo ni cuándo hacerlo? Nosotros te lo enseñamos paso a paso.

Desgaste desigual en los neumáticos

Los patrones de desgaste que favorecen un lado del neumático sobre el otro indican: Un incorrecto inflado en el neumático, una desalineación en las ruedas o un problema con la suspensión.

A continuación, te mostramos algunos de los trucos para alargar la vida útil de los neumáticos de tu coche:

  • Comprobar periódicamente la presión de los neumáticos.
  • Seleccionar los neumáticos idóneos para tu vehículo.
  • Inspeccionar la banda de rodadura.
  • Llevar a cabo la rotación de los neumáticos.
  • Comprobar el equilibrado y alineación.
  • Cuidar las válvulas y los tapones.
  • Otras…

Si conoces algún otro truco para alargar la vida útil de los neumáticos, déjanoslo en comentarios, estaremos encantados de informarnos.

Escuchas ruidos inexplicables

El sonido de los frenos puede ser bueno, pero en el momento en el que estos empiezan a emitir un sonido como un traqueteo, gruñido o chirrido, deberemos tenerlo en cuenta y acudir al taller lo antes posible.

Recuerda que los ruidos y vibraciones en el sistema de frenos pueden deberse al mal estado del rodamiento de las ruedas, una alineación de la dirección inadecuada o a un desgaste anormal en los neumáticos.

Se observa fugas de líquido

Si encuentras alguna fuga importante debajo de tu automóvil, y estás seguro de que no es agua proveniente del aire acondicionado del vehículo, llévalo al taller lo antes posible.

Las fugas pueden venir del nivel de refrigerante o anticongelante, del liquido de dirección o del propio radiador del coche. Si la fuga proviene de la primera opción se debe a:

  • La evaporación del anticongelante que surge cuando el sistema presenta algún fallo.
  • Grietas en la cámara de combustión.
  • Avería en el radiador.

¿Quieres detectar y prevenir fugas en el líquido de dirección? Entra y averigua cómo hacerlo, la solución está a tu alcance.

Protección de datos personales

De conformidad con el RGPD, el Responsable del Tratamiento de los datos personales será Gestión Valenciana de Desguace SL (en adelante, RO-DES). Los datos personales no serán comunicados a terceros y se tratarán con el fin de gestionar la consulta enviada mediante el formulario puesto a su disposición. La legitimación se basa en su propio consentimiento. Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación y supresión, así como otros derechos, de acuerdo con nuestra Política de Privacidad.

Acepto el tratamiento de datos personales para gestionar la petición de información enviada a través del presente formulario.