Los recambios procedentes de CATV o desguaces, son una alternativa cada vez más demandada para arreglar nuestro vehículo, ya que este tipo de piezas pueden cumplir su función a la perfección y salir mucho más baratas. Sin embargo, hay que tener en cuenta ciertos aspectos a la hora de comprar un recambio a través de Internet, ya sea de desguace, reconstruido o nuevo.

En los últimos años, y sobre todo en la actualidad, la compra por Internet se ha convertido en algo de lo más común ya que resulta cómodo al evitar desplazamientos. Cada vez son más los sectores económicos que se lanzan en la creación de tiendas online, facilitando una gran variedad de productos a precios muy asequibles, con métodos de envío rápidos y fiables.

cómo comprar recambios para tu coche en internet

Consejos para comprar recambios para tu coche en Internet 

Debemos tener en cuenta algunos aspectos de las páginas webs antes de realizar cualquier compra, ya que de esta manera facilitaremos que la transacción se realice de manera segura. A la hora de comprar un recambio o cualquier otro producto para tu coche en Internet, deberías fijarte en:

  • Compra en webs de confianza: Asegúrate de que la web donde vayas a realizar la compra sea segura; navega por la misma y estudia sus datos y opiniones de otros usuarios. Es importante que dispongan de toda información fiscal de la empresa en su página web, así como de las correspondientes condiciones de venta.
  • Ten en cuenta las opiniones: Valora las opiniones de aquellos usuarios que ya han realizado compras en ese sitio web, cuantas más valoraciones positivas, mejor. Pero ¡Ojo!, si puedes trata de buscar también información en foros especializados, pues los comentarios en ocasiones pueden no ser fiables o estar manipulados.
  • Información del envío: Comprueba que los gastos de envío están especificados de manera correcta, si el coste es muy alto o no queda claro algún punto relacionado con este servicio, puede que no sea conveniente realizar la compra. Fíjate también en los plazos de entrega, y que ocurre en caso de que estos se incumplan. Por último, estudia como realizan el proceso de envío.
  • Modo de pago: Valora la disponibilidad de métodos de pago diversos y seguros.
  • Condiciones y gastos de envío: Asegúrate que aceptan devoluciones, sus condiciones y plazos para realizarlas.

¿Qué se necesita para localizar cada tipo de pieza? 

A la hora de solicitar un recambio para tu vehículo, hay que tener en cuenta, que según la pieza que se desee comprar, se necesitará cierta información para facilitar la localización del producto en cuestión. Independientemente del tipo de procedencia del recambio (desguace, reconstruido o nuevo) se necesitará:

  • Motor: Se tendrá que informar del tipo o código de motor del que dispone el vehículo o facilitar la ficha técnica del mismo. En RO-DES tenemos un artículo muy completo donde podrás encontrar más información sobre cómo comprar un motor de desguace.
  • Caja de cambios: Se necesitará su referencia, la cual y dependiendo del modelo y marca del automóvil, puede venir troquelada o en un adhesivo situado generalmente en un lateral de la carcasa. Suele constar de entre tres y diez caracteres alfanuméricos. Si no la localizas, con el número de bastidor, la casa oficial de la marca a la que pertenezca tu vehículo, te puede facilitar la referencia de la caja de cambios de tu coche. No olvides revisar nuestros consejos para solicitar una caja de cambios.
  • Piezas de carrocería: Para localizar una pieza de carrocería, bastaría con informar de la marca, el modelo y la versión del vehículo, así como facilitar siempre que sea posible una fotografía del elemento a sustituir. En caso de recambios de carrocería procedentes de desguace, la fotografía es importante ya que facilitará la localización de un repuesto del mismo color que la carrocería de tu vehículo.
  • Otro tipo de piezas mecánicas: Como pueden ser el turbocompresor, alternador, inyectores, etc. En el caso de requerir un recambio de cualquiera de estas piezas, se necesitará siempre la referencia del elemento a sustituir. Esta referencia vendrá siempre indicada en la propia pieza, aunque en este caso, la podremos encontrar de dos tipos:
    • Referencia del fabricante: Corresponde al fabricante del recambio en cuestión, como por ejemplo Bosch, Valeo, Hella, Brembo, etc.
    • Referencia de la marca o OEM (Original Equipment Manufacture): Se refiere al código que el fabricante del vehículo (Seat, Audi, BMW…) le otorga a esa pieza.

para solicitar una caja de cambios de desguace o reconstruida necesitas la referencia

¿Qué hacer si no encuentras la referencia de la pieza? 

Muchos de nosotros, no disponemos de las referencias o no hemos sido capaces de localizarla ya que para ello suele ser necesario desmontar el componente a sustituir, lo que nos hace pensar que podría ser un problema a la hora de adquirir los recambios. Sin embargo, es importante saber que aunque en ese momento no se tenga esta información, hay otras alternativas que pueden ser de ayuda a la hora de buscar determinados repuestos en Internet.

La referencia también se puede obtener mediante softwares de búsqueda que emplean el número de bastidor o VIN del vehículo para obtener los despieces de cada uno de los sistemas que forman parte del vehículo y, por tanto, las referencia de cada una de las piezas que forman parte del conjunto.  El número de bastidor, además de aparecer indicado en la ficha técnica, también puedes encontrarlo en el permiso de circulación del vehículo o en tu propio coche (generalmente en la parte inferior izquierda de la luna delantera).

¿Recambios originales o compatibles? ¿Cuál escoger? 

Un recambio original u “OEM” es aquel que está formado a partir de las especificaciones y normas de producción determinadas por el fabricante del vehículo en cuestión. Se trata de piezas originales o lo que es lo mismo, que salieron instaladas de fábrica.

Un recambio compatible son productos elaborados por otras marcas, las cuales certifican que han hecho el producto bajo los estándares de calidad de la firma, por lo que nos aseguran que son tan válidos o incluso más que los originales.

¿Qué es mejor? 

El recambio compatible suele tener un coste menor, y en ocasiones puede funcionar mejor que un recambio original (aunque es menos habitual). Dependiendo del tipo de recambio que se quiera sustituir, generalmente podremos encontrar ambos, con la diferencia de que para montar un recambio original tendremos que acudir a un servicio oficial del fabricante o a repuestos de desguace, mientras que los recambios compatibles pueden encontrarse en Internet a precios más económicos y con garantía de 2 años, pues se trata de piezas totalmente nuevas.

Muchos talleres y mecánicos coinciden en que no es recomendable montar elementos de dirección o elementos muy importantes de nuestro coche con recambios compatibles; sino que se recomiendan las piezas de origen ya que, este tipo de componentes, si están situados en un lugar clave del vehículo, suelen tener un desgaste menor. Para asegurarte de cuál es la mejor opción en tu caso, si no dispones de conocimientos de mecánica, te aconsejamos que lo hables siempre antes con tu mecánico de confianza.

¿Qué tipo de recambios no se aconseja adquirir en un desguace o CATV? 

Los desguaces se encargan del reciclaje de los vehículos una vez alcanzan el final de su vida útil; por lo que una vez desmontadas las piezas del vehículo que tras superar el proceso de verificación todavía pueden seguir siendo útiles y se encuentran en buen estado, se ponen a la venta como recambios usados o reciclados, pero ¡Ojo!, existen determinados recambios que no se recomienda adquirir de segunda mano ya que forman parte de los sistemas de seguridad activa del vehículo o se trata de elementos de desgaste, como:

  • Amortiguadores: Empiezan a perder su eficacia a los 30.000 km recorridos, por lo que resultaría complicado determinar su nivel de desgaste y no ofrecerían tanta seguridad al conductor.
  • Embrague: Es difícil garantizar la eficacia de un embrague de segunda mano ya que es un elementos que tiende a romperse prematuramente.
  • Volante motor: Se ha de optar siempre por un volante bimasa nuevo. Las razones, son las mismas que las explicadas en caso anterior.
  • Discos de freno: Si compramos unos de segunda mano, podrían desgastarse antes y hacer que no sean tan eficaces.
  • Pastillas de freno: No se deberían adquirir jamás de segunda mano ya que forman parte de la seguridad activa del vehículo.
  • Neumáticos: Unos de segunda mano podrían estar caducados o cristalizados.
  • Rodamientos: Permiten la rotación y giro de las ruedas (que son las únicas que permiten un contacto con el suelo), por lo que se han de instalar siempre nuevos.
  • Correa de distribución: No se ha de cambiar nunca por una de desguace ya que es complicado determinar la antigüedad de esta o los kilómetros que lleva recorridos.
  • Bomba de agua: Se aconseja comprar una nueva debido a su importancia dentro del sistema de refrigeración del motor.
  • Escobillas: Es muy económico, por lo que no compensa adquirir uno de segunda mano, así te ahorrarás problemas a largo plazo.
  • Termostato: Tiene una gran importancia en el sistema de refrigeración del vehículo, por lo que se debería comprar uno nuevo.
  • Batería: Se recomienda comprar una nueva ya que comprobar el estado del interior de una batería usada no sería posible. Si tienes que comprar una nueva para tu coche, recuerda leer nuestra completa guía de compra de baterías.

Para una información más amplia sobre los recambios que no deberías comprar para tu coche en un desguace, consulta nuestro artículo haciendo clic en el enlace anterior..

comprar bujías nuevas para el coche

Las marcas de recambios más demandadas entre los españoles 

Según un estudio realizado por los “Premios Calidad y Servicio en la Posventa de Automoción: El valor de las marcas de recambio”, el ranking de las marcas de recambios más demandadas entre los españoles, según la calidad y el servicio que ofrecen, es el siguiente:

  • Bosch: Aire acondicionado, alternadores y arranques, alimentación gasolina y diésel, baterías, Bujías, calentadores y sondas lambda.
  • Monroe: Amortiguadores.
  • Iada: Anticongelantes.
  • Dolz: Bombas de agua.
  • Bosal: Catalizadores.
  • Contitech: Correas y kits.
  • TRW: Direcciones.
  • Brembo: Discos de frenos.
  • Sachs: Embragues.
  • Lemförder: Elevalunas y rótulas.
  • Fonos: Escapes.
  • Valeo: Escobillas limpiaparabrisas y radiadores.
  • Mann: Filtros, aceite-aire-combustible, filtros habitáculo.
  • Philips: Lámparas.
  • Castrol: Lubricantes.
  • STD: Motores reconstruidos.
  • Necto: Pastillas de freno.
  • SKF: Rodamientos.
  • Spidan: Transmisiones.
  • Garret: Turbocompresores.
  • Motorcraft: Recambio multimarca.

Entre el listado de marcas anteriores, hay algunas que son marcas blancas o compatibles, en este artículo de nuestro blog, podréis ver las ventajas que ofrecen frente este tipo de recambios frente a los originales.

Al enviar mis datos, confirmo haber leído y aceptar la política de privacidad