Según datos recopilados por la Dirección General de Tráfico en el estudio EDAP de 2013, casi el 10% de los conductores sometidos los controles que realizan las autoridades (policía local, nacional o guardia civil), había consumido algún tipo de sustancia psicoactiva (alcohol, drogas o medicamentos) antes de realizar la prueba. Sin embargo, esta es una cifra que sigue en aumento ya que dos años más tarde, en el EDAP ´15, el porcentaje de conductores que se ponían al volante tras haber consumido alcohol, medicamentos u otras drogas, se elevó hasta casi el 12%. En 2017, la Guardia Civil realizó 65.217 pruebas de drogas (de las que el 34´7% resultaron positivas) y aproximadamente 5´2 millones de pruebas de alcoholemia (con una tasa de positivos del 1´4%). Además, de las pruebas realizadas a conductores implicados en accidentes de tráfico, así como en aquellas realizadas tras detectarse algún tipo de infracción, los porcentajes se elevan hasta el 20´7% y el 54´2% respectivamente.

Sin duda, las cifras del párrafo anterior son muy preocupantes. Pero ¿qué drogas son las que más consumen los conductores sancionados tras haberse sometido a un control de drogas? Según el mismo estudio, el EDAP ´15, el cannabis se perfila como la droga más consumida por los conductores sancionados (7´5%), seguido de la cocaína y sus derivados, del alcohol (2´6%) y, por último, de las anfetaminas o drogas de diseño (1´3%). También es importante tener en cuenta que el 3´2% dio positivo en varias drogas y un 0´8% de los conductores también en alcohol. Otros datos a resaltar, es que muchos de los conductores que, en vísperas o días festivos y fines de semana, el consumo suele incrementarse, así como dentro del horario nocturno.

¿Qué efectos tienen las drogas al volante?

De acuerdo a la información publicada en el número 247 de la revista digital de la DGT, los efectos que tienen las drogas sobre los conductores son realmente peligrosos ya que son capaces de alterar la visión, distorsionar la percepción, los colores, producir estimulación del sistema nervioso, agresividad, cambios de humor, falta de concentración y somnolencia.

A continuación, os dejamos una infografía que hemos elaborado para que podáis conocer de un solo vistazo los efectos que producen en los conductores las distintas drogas que la DGT analiza en sus controles:

efectos de las drogas en los conductores

¿Cómo se hace un control de drogas?

Si nunca habéis sido sometidos a uno de estos controles, es posible que quieras conocer el funcionamiento de los mismos paso a paso para que llegado el momento, no te pille desprevenido. Además, es importante que sepáis que todo conductor está obligado a realizar la prueba ya que negarse a ello puede conllevar una pena de prisión de 6 meses a 1 año y la suspensión temporal del carnet de conducir de 1 a 4 años.

De acuerdo con lo publicado en la revista digital de la DGT, el procedimiento que se sigue en un control de drogas sería el siguiente:

1) Toma de la muestra

El primer paso es tomar la muestra de saliva utilizando unos dispositivos especialmente diseñados para ello. Esta muestra detectará la posible presencia de sustancias ilegales en el organismo y en caso de resultar positiva se realizará la toma de una segunda muestra, que será enviada al laboratorio para realizar el análisis de contraste y determinar la sustancia exacta que se encuentra en la misma, así como la cantidad.

2) Valoración de la influencia

De manera simultánea, y siguiendo un protocolo previamente establecido, será el agente el que pase a valorar si existen evidencias externas de que el conductor se haya puesto al volante bajo la influencia de las drogas. Para tomar una determinación al respecto, los agentes han recibido la formación correspondiente mediante un curso.

3) Analítica en sangre

Siempre que el conductor no esté de acuerdo con el resultado arrojado por el test de saliva, está en su total derecho de solicitar que se le realice un análisis de sangre como prueba de contraste. Esta prueba se realizará en el centro de salud u hospitalario más cercano y si resulta positiva, será el conductor quién deba correr con los gastos de la misma. Además, esta muestra también es enviada al laboratorio.

Muchos conductores desconocen la posibilidad de solicitar in situ durante el control este tipo de prueba, y más adelante en este artículo hablaremos de la importancia que tiene hacerlo en determinados casos.

4) Envío de muestras al laboratorio

Todas las muestras de saliva y sangre son enviadas al laboratorio concertado en tubos precintados y dentro de neveras también precintadas. El traslado se hace en vehículos de la Guardia Civil, expresamente habilitados para el transporte de muestras biológicas.

5) Recepción de las muestras

Una vez las muestras llegan al laboratorio, se comprueba que las mismas hayan llegado en condiciones de seguridad correctas y respetando siempre la cadena de custodia. Después, se vacía el contenido, se comprueba la documentación y se realiza el registro de entrada, anotando la fecha y la hora de la recepción.

6) Registro de la muestra en la base de datos

El laboratorio registra la entrada de la muestra en la base de datos de su sistema de gestión, mediante el escaneo del código de barras que acompaña a la misma. Una vez realizado este paso, la muestra ya está preparada para ser analizada.

7) Análisis de la muestra

Antes de procesar la muestra en los equipos de análisis, se acondiciona para separar de la saliva todas las posibles impurezas. Todos los equipos de análisis están formados por un cromatógrafo de masas y un espectrómetro de gases, de forma que se pueda determinar el tipo de droga que se encuentra en cada muestra. Estos equipos pueden detectar hasta 40 tipos de sustancias distintas y en cantidades que parten desde el nanogramo, por lo que son muy precisos.

8) Validación de los resultados

Los resultados obtenidos tras analizar la muestra, se revisan por personal facultativo y cualificado. Después, se procede a firmar el informe final y éste se envía a la Jefatura de Tráfico correspondiente, que será la encargada de añadirlo al expediente sancionador.

9) Tramitación del expediente

La Jefatura de Tráfico incorpora el informe del laboratorio al expediente sancionador. Si el expediente se lleva por la vía administrativa, el conductor sancionado tendrá que abonar una multa de 1.000€ (500€ si se realiza el pronto pago) y perderá 6 puntos de su carnet de conducir. En caso de que se opte por la vía penal, el Código Penal establece penas de prisión de 3 a 6 meses, o multa de 6 a 12 meses, o trabajos en beneficio de la comunidad de 30 a 90 días, y privación del derecho a conducir de 1 a 4 años.

test de drogas de la DGT

¿Existen trucos para evitar dar positivo en un control de drogas?

Son muchos los conductores que piensan que pueden eludir el positivo en un control de drogas de la DGT mediante trucos. En realidad, son solamente mitos o falsas creencias que de hecho, la propia Dirección General de Tráfico ha desmentido en una publicación de su revista digital.

Por tanto, es importante que como conductores conozcáis que esperar de 1 a 2 horas antes de ponerse al volante no sirve de nada (aunque tampoco sirve hacerlo de 6 a 8 horas, tal y como la propia DGT sugiere, y esto es algo que también veremos más adelante en este artículo). Masticar granos de café, beber abundante agua, hacer deporte pata sudar, chupar o comer limones, ingerir bebidas energéticas o dormir durante un rato, tampoco harán que os libréis del positivo en un control de drogas. Así que mejor, olvidaros de estas estúpidas ideas, porque solo os harán perder tiempo y si sois sancionados, también dinero.

Según lo publicado en el artículo enlazado en el párrafo inicial de esta sección del artículo, la DGT recomienda esperar y cuántas más horas mejor. Pero ¿qué hay de cierto en eso? ¿Cómo es posible que haya conductores que dan positivo en un control de drogas después de más de 24 horas tras el consumo, si se supone que el test de saliva tan solo detecta aquellos que se han realizado en las 6 u 8 horas anteriores a la prueba? Está claro que lo mejor, si vais a poneros al volante es no consumir, pero… ¿hasta qué punto?

Algo que también nos ha llamado la atención de esta misma publicación en la revista digital de la DGT, es que advierte claramente que ingerir cualquier tipo de enjuague bucal no está permitido durante los controles de drogas, debido a que podría reducir momentáneamente la concentración de droga en la saliva. Además, los agentes de Tráfico deben vigilar que estos enjuagues tampoco se produzcan entre la toma de la primera y la segunda muestra. ¿Será que si es posible engañar al aparato?

medicamentos que dan falsos positivos en el test de drogas de la DGT

Falsos positivos en el test de drogas y medicamentos que pueden producirlos

Desde AEA (Automovilistas Europeos Asociados), ya advierten en una publicación realizada en su página sobre este tema, que efectivamente pueden producirse falsos positivos en los controles de drogas que realiza la DGT, ya que este tipo de pruebas salivales detecta rastros de consumo incluso varios días después de haber realizado el consumo. Esto se debe a que hay varias sustancias que permanecen en nuestro organismo pese que no nos encontremos bajo los efectos de las mismas. No obstante, hay que recordar en este punto que la Ley de Tráfico lo que sanciona es la conducción con presencia de sustancias estupefacientes en el organismo y que el TC (Tribunal Constitucional) ya dio la razón a la DGT sobre este mecanismo sancionador.

Sin embargo, no solo el consumo de drogas en días anteriores a la prueba es capaz de producir falsos positivos en un control de drogas de la DGT, sino que también hay determinados medicamentos de prescripción habitual que tienen una estructura parecida a las sustancias que detecta el aparato y que, en muchos casos, provocan también falsos positivos en este tipo de pruebas. A continuación, os proporcionamos la lista de medicamentos que pueden producir un falso positivo:

  • Bromfeniramina (Ilvico)
  • Bupropion (Zyntabac, Elontril)
  • Clorpromazina (Largactil)
  • Clomipramina (Anafranil)
  • Dextrometorfano (Romilar)
  • Difenhidramina (Bisolvon antitusivo compositum y otros)
  • Doxilamina (Cariban, Dormidina y otros)
  • Ibuprofeno
  • Naproxeno
  • Prometazina (Actithiol antihistamínico, Fenergan expectorante)
  • Quetiapina (Seroquel)
  • Ofloxacino (Surnox)
  • Ranitidina
  • Sertralina
  • Tioridazina
  • Trazodona (Deprax)
  • Venlafaxina
  • Verapamil

En aquellos casos en los que el conductor del vehículo esté seguro de que el positivo en el test puede haberse producido por el consumo de cualquiera de los medicamentos mencionados en la lista anterior, es importante saber que la única manera de justificarlo es aportando una receta médica donde se haga constar el tratamiento. También es importante, solicitar en ese momento el análisis de sangre de contraste. ¿Y si no se dispone de una receta médica? En ese caso, la analítica de sangre y la valoración del laboratorio, serán determinantes para valorar si el consumo de ese medicamento afecta o no a la conducción.

 

Encuentro digital sobre los efectos de las drogas en la conducción

A continuación, nos gustaría rescatar algunas respuestas que Juan Carlos González Luque, Subdirector Adjunto de Investigación e Intervención de la DGT, dio en el encuentro digital sobre “los efectos de las drogas en la conducción” que tuvo lugar el 3 de junio de 2015 y en el que también se hace mención a los falsos positivos producidos en los test de drogas que se realizan en carretera.

efectos de las drogas en la conducción respuestas del encuentro digital de la DGT

Podéis leer el encuentro completo en el enlace que hemos proporcionado antes de la imagen, aunque lo que nos gustaría resaltar desde RO-DES, son las diversas contradicciones que se pueden apreciar en las respuestas que dio Juan Carlos González Luque.

Como veréis entre la primera y la segunda pregunta, encontramos ya una contradicción bastante clara dado que en primera instancia se afirma que el consumo pasivo en lugares cerrados si es capaz de pasar al organismo y de producir efectos, mientras que en la segunda respuesta se dice textualmente que “el consumo pasivo no da positivo en las pruebas realizadas habitualmente por la DGT”. Podéis leer el artículo sobre el estudio al que se hace referencia en el siguiente enlace: La exposición «extrema» al humo de cannabis puede causar intoxicaciones leves. ¿En qué quedamos? De acuerdo con el contenido de las dos primeras preguntas ¿El consumo pasivo, da o no da positivo en los controles? Es algo que no llega a quedar claro del todo.

En varias preguntas, se afirma que el test de drogas de la DGT solo detecta el consumo realizado en las 5 o 6 horas previas a la prueba, cuando desde ForoDGT (comunidad sobre movilidad, multas y cuestiones relacionadas sobre este organismo instalada en un subdominio de RO-DES) contamos con innumerables casos en los que conductores han dado positivo en el control de drogas, incluso tras haber pasado varios días desde el consumo de la sustancia. Os dejamos algunos hilos en los que podéis leer numerosas experiencias al respecto de esto que os comentamos, así como relacionadas con el posible consumo de medicamentos:

Otras de las respuestas que nos ha llamado la atención y en la que también hemos encontrado otra contradicción, es la referente al uso de enjuagues bucales, en la cual se afirma que no tiene efecto en lo que a “enmascarar” la presencia de sustancias estupefacientes en la prueba de saliva. No obstante, si vamos a la publicación original de este encuentro digital, en esta misma respuesta se enlaza el artículo sobre los falsos mitos en los controles de drogas y del cual hemos hablado más arriba en el apartado “¿Existen trucos para evitar dar positivo en un control de drogas?”, donde claramente al final se advierte -tal y como ya hemos comentado anteriormente- de que “ingerir cualquier tipo de enjuague bucal no está permitido durante los controles de drogas, debido a que podría reducir momentáneamente la concentración de droga en la saliva”. Entonces, el enjuague bucal sea del tipo que sea ¿enmascara o no enmascara el resultado?

Además, en el apartado que mencionamos en el párrafo anterior sobre si existen o no trucos que sirvan para “engañar” al test de saliva, hay que recalcar que la DGT habla de positivos con consumos realizados en las 6 u 8 horas anteriores a la prueba, mientras que en las respuestas publicadas en el encuentro digital se habla de consumos realizados en las 5 o 6 horas previas al test. De nuevo, otra contradicción que sigue dejando dudas sobre el funcionamiento de los test de drogas de la DGT.

drogas y conducción

Entrevista a Alfonso Santos, director de terapia de adicciones y cofundador de Inspirando Transformación

Hemos hablado con Alfonso Santos, profesional en el campo de la psicoterapia, coordinador de coaching-mentoring educativo, cofundador y director de terapias de adicciones en Inspirando Transformación, para conocer de primera mano la experiencia de expertos que trabajan diariamente con personas adictas a cualquier tipo de droga o medicamentos y que se encuentran actualmente en tratamiento terapéutico en las instalaciones de este centro especializado. A continuación, y para finalizar este reportaje sobre los controles de drogas de la DGT, os dejamos las respuestas recibidas a nuestras consultas.

1) ¿Alguno de los pacientes o participantes de los grupos de terapia de Inspirando Transformación ha sido sometido a los controles de drogas de la DGT que realizan las autoridades (policía local, nacional o guardia civil) en carretera?

Muchos de los miembros de nuestro programa han sido parados y sometidos al test de saliva para comprobar si habían consumido drogas.

2) ¿Sabéis si algún integrante ha sido sancionado por haber dado positivo en un control de este tipo? ¿Cuáles fueron las consecuencias?

Sí, tenemos pacientes que han sido sancionados, incluso hay a quienes se les ha retirado el carnet hasta varias veces, debido a que han conducido tras haber ingerido algún tipo de droga.

3) ¿Conocíais la existencia de medicamentos que pueden arrojar “falsos positivos” en los controles de drogas de la DGT? ¿Sabéis de alguien que haya pasado por ello?

Los test de la DGT sólo detectan el consumo de algunas sustancias, pero existen muchas más en el mercado, y proliferan a tal ritmo que incluso algunas ni siquiera están contempladas en leyes que las declaren ilegales. Los test de drogas más comunes detectan el THC del cannabis, las anfetaminas y sus derivados, la cocaína, los opiáceos o el LSD. Pero una persona que ha consumido medicamentos sin un control médico exhaustivo, como pueden ser las benzodiacepinas y otros derivados, puede no ser detectada por un test, ¡y es está «superdopada», convirtiéndose en un peligro en potencia!

Podemos decir que los test de la DGT ni siquiera detectan el 10 por ciento de las sustancias que existen en el mercado. En este sentido, estamos desprotegidos en las carreteras, porque no hay medios ni mecanismos con los cuales controlar este tipo de químicos en la saliva de los conductores.

4) ¿Incluis algún tipo de consejo en vuestras sesiones de terapia para adictos relacionado con la conducción? Si la respuesta es afirmativa, indicar cuáles

Por supuesto que a las personas que vienen a IT medicadas con benzodiacepinas o tranquilizantes procuramos insistirles en que no cojan el coche. Y las sensibilizamos sobre que el alcohol también es una droga dura, que al volante implica un gran peligro. En IT analizamos cómo llega la persona, si viene en coche, para saber si debemos ponerle medios para que pueda desplazarse hasta nuestro centro de otra forma. Nuestras instalaciones están en pleno centro de Valencia para que la gente pueda venir utilizando los medios de transporte públicos.

Por otra parte, todos los medicamentos están hechos a base de químicos y los test que están en el mercado funcionan bajo reacciones químicas. Así que, puede ser que las reacciones de estas prueban se disparen porque, o bien no reconocen la sustancia o bien se confunden por la aparición o mezcla de otros químicos en la sangre. Al fin y al cabo, los test siempre son limitados en cuanto a la cantidad de sustancias que pueden detectar y a veces en su fiabilidad. Por eso siempre la DGT, después de una prueba, toma una segunda muestra de saliva que envía al laboratorio para verificar de forma más concreta el resultado y contrastar el mismo.

 

¿Alguna vez habéis sido sometidos como conductores a un control de drogas de la DGT? ¿Conocíais la existencia de los medicamentos que pueden arrojar “falsos positivos? ¿Qué pensáis de este tipo de la realización de este tipo de pruebas en carretera? ¡Contadnos vuestras experiencias dejando un comentario!

6 comentarios

  1. rebeca Responder

    Hoy a las 16:30 de la tarde me hicieron un control de drogas y di positivo en HTC consumiendo el día anterior a las 19:00 de la tarde y ni siquiera más alla de 3 caladas. No soy consumidora habitual de estas sustancias, ocurrió de forma puntual. Me gustaría saber si a la multa viene adjuntada los resultados del laboratorio para poder confirmar que la cantidad ingerida no es ridícula por lo que no sería sancionable verdad? Muchas gracias de antemano

  2. David Responder

    todo mentiras y arducias. Me fumo un porro el viernes a la noche y doy positivo el domingo por la tarde….en anfetaminas…..venga no me jodas, tienen los aparatos trucados. Ladrones, estafadores de pacotilla, ya te dire yo quien les va pugar sus mierda multas a partir de ahora…. Putos pringaos maderos deste pais

  3. JESUS SAUMELL Responder

    Mi pregunta. Si sufro cualquier tipo de accidente como victima. Puedo solicitar y como que se le realice al conductor, no solo un test de droga/alcohol, sino de medicamentos?. Encuentro que hay muchisima gente que toma antidepresivos, ansioliticos etc etc, y sinceramente, encuenteo que no se hace absolutamente nada, no se les retira carnet, etc etc.

  4. David Responder

    Puedes dar positivo 48 horas después de haber consumido cocaina

  5. Mari Carmen Lobato López Responder

    Quisiera saber si las pastillas para la diabetes dan falsos positivos, gracias espero su respuesta

    • Raisa Fino Responder

      Hola Mari Carmen, la ingesta de estos medicamentos es incompatible con la conducción.

      Un saludo

    Al enviar mis datos, confirmo haber leído y aceptar la política de privacidad