Los cables para bujías son elementos necesarios para que haya una chispa óptima en la bujía. Se trata de componentes del sistema de encendido de los vehículos con motor gasolina.

Los cables para las bujías suelen parecer elementos simples, pero lo cierto es que no requieren de un mantenimiento como tal, por lo que hay que prestarles atención. A continuación, destacaremos todo lo que debes saber sobre los cables de las bujías, su funcionamiento, montaje, averías, y de más ¿Te quedas?

Cables para bujias

Cables para bujías ¿Qué son y cómo funcionan?

Volvemos a hacer hincapié en la definición de los cables para las bujías diciendo que se trata de elementos presentes en el sistema de encendido de los motores gasolina, el cual funciona entre los 10.000 y los 30.000 voltios, siendo esta una tensión bastante elevada.

Este elemento cada vez está menos presente en los coches, podríamos decir, al igual que Actualidad Motor, que está en peligro de extinción.

La función del elemento protagonista de este artículo es más bien unir el distribuidor con las bujías y con el sistema de encendido, de esta forma:

  • La corriente eléctrica podrá fluir y formarse la chispa.
  • Lo anterior permitirá crear una combustión dentro de cilindro lo cual permita el funcionamiento del motor.

A su vez, un correcto funcionamiento en los cables de las bujías podría permitir una chispa óptima en la bujía.

Cables para bujías de alto rendimiento

Este tipo de cables para bujías están pensados para aportar un rendimiento mayor, cuyo uso se da:

  • En casos de modificación de las partes del motor (bobina o bujías de alto rendimiento).
  • Para modificaciones en los motores de competición.
  • Para incrementar la potencia del motor.

Cables para bujías de alto rendimiento

Averías comunes en los cables para bujías

En caso de que el cable para bujías presente cualquier tipo de problema, los cables de encendido no podrán transportar la corriente eléctrica, con lo cual, no se podrá conseguir la chispa, pudiendo provocar:

  • Vibraciones en el motor
  • Mayores niveles de contaminación
  • Aumento en el consumo provocado por la mala combustión o por los tirones.

Alguno de los síntomas que son un claro mensaje de que los cables para las bujías están defectuosos son:

  • Zonas derretidas en los cables, puntos calientes y tramos metálicos cercanos.
  • Aumento del consumo, pérdida de potencia: Los cables en mal estado pueden provocar una chista no suficiente, repercutiendo en la eficiencia del motor.
  • Erróneo funcionamiento del motor: Se da en las circunstancias en que el motor parezca bipolar, es decir, “ahora me da por funcionar, ahora no”.
  • Otros sistemas eléctricos afectados: Sobre todo los equipos de música, provocando un zumbido en el tono, el cual varía el ritmo de la velocidad del motor.

Cómo comprobar el estado de los cables para bujías

Debes realizar la primera comprobación de forma visual, comprobando que el recubrimiento de los cables protege a la parte conductora de los mismos de los agentes externos e interferencias eléctricas. En caso de que observes grietas o roturas, tocará cambiarlos.

Verifica su resistencia

Quita los cables y observa la resistencia con un multímetro. Para saber si están en correcto estado o no, deberás saber el valor de resistencia, puedes hacerlo siguiendo las siguientes instrucciones:

  • Elige la opción de letra Omega (Ω), indica la resistencia y se mide en Ohmios.
  • Elige la escala pertinente, en los cables suele ser más baja, de 200 Ohmios más o menos.
  • Introduce los cables de la siguiente forma:
    • Cable negro: En la conexión común (COM).
    • Cable rojo: Donde veas la También puede poner VOHz.
  • Pon las puntas de prueba en ambos extremos del elemento a medir, el multímetro indicará la resistencia, la cual, en el caso de los cables, deberá ser muy baja (0,01 ohmios).

¡Ojo! Procura que los cables no tengan ningún tipo de contacto entre ellos o con otras partes u elementos del motor, así evitarás que las vibraciones desgasten la zona.

Cables para bujías 2

Cómo cambiar los cables para las bujías

Aunque siempre es más fácil dejar que los profesionales hagan este tipo de trabajos, lo cierto es que el cambio de este elemento no presenta un alto grado de dificultad, por lo que lo podemos hacer nosotros mismos siguiendo los siguientes pasos:

1

 

Desconecta la batería del coche y espera un rato (piensa que los elementos llevan corriente). Hazlo con el motor en frío, de esta forma no te quemarás.

 

 

2

 

Controla la NO presencia de ningún tipo de líquidos cerca, si se mojan los conectores tendremos un gran problema.

 

 

3

Ubica los cables de encendido, en muchos coches está a la vista – nada más retiras la tapa que cubre el motor – y en otros tardarás un poco en encontrarlo. En el primer caso deberás quitar los tornillos de la tapa para acceder a los cables.

 

4

Mide la longitud de los cables siempre que no utilices un kit original o especifico para el coche, procura que la medida sea la correcta, de no hacerlo podrían surgir muchos inconvenientes. Hay kits de cables que son ajustables en longitud. Si optas por uno de ellos, asegúrate de que son de buena calidad.

 

5

 

Será necesario también lubricar todas y cada una de las partes del motor antes de su puesta en marcha.

 

 

6

 

Procura tener a mano el número correcto de cables, no seas uno de esos que encarga 4 y necesita 6.

 

 

7

Es hora de extraer los cables con una pinza o llave específica para ello. Quítalos del extremo que va a la bujía y del que va a la bobina, tirando siempre del manguito. Ten en cuenta que estos cables suelen estar bastante sujetos, por lo que si no puedes sacarlos lo mejor será moverla de lado a lado. ¡OJO! Tienes que acordarte del orden y posición inicial de los cables

 

8

Finalmente, pon los cables en su sitio, teniendo muy en cuenta que, de equivocarse, el motor podría sufrir grandes daños. Pero tranquilo, normalmente todos los cables tienen otros enganches o surcos que los guían por el recorrido de forma que no se crucen.

 

Preguntas frecuentes

Cuando los cables de encendido están defectuosos, no se aportará la corriente eléctrica necesaria, ni tampoco una buena chispa.

Esto provocaría vibraciones en el motor, un mayor consumo en el motor y el incremento en los niveles de contaminación.

Cuando se dañan los cables de las bujías, el motor empieza a notar una serie de repercusiones:

  • Fallos en el motor: Producida por un error de combustión o una combustión incorrecta en el motor. Esto podría ocasionar la falta de corriente eléctrica hacia las bujías del motor, provocando una combustión irregular e incompleta.
  • Mínimo inestable del motor: Se trata de la inhibición del flujo de corriente eléctrica que llega a los enchufes de las bujías.
  • Ineficiente potencia en el motor: Se trata de la perdida de potencia del motor si inhiben o interfieren con el flujo normal de electricidad que llega a las bujías del vehículo.
  • Vacilación del motor: Los fallos en los cables de las bujías pueden causar interferencias eléctricas y la vacilación del motor si se interrumpe el flujo de la corriente que va desde la batería hasta las bujías de encendido.
  • Agitación de motor: Se debe a que el motor presenta periodos breves de corriente eléctrica para sus bujías. Esto puede provocar una resistencia eléctrica significativa, creando un flujo de corriente anormal o directamente nulo.

Los cable de bujías permiten provocar la chispa que inicia el recorrido de encendido y el proceso de combustión de los motores.

La chispa se obtiene gracias a la corriente de alto voltaje a través del cable de las bujías.

Para limpiar el óxido del cable para las bujías deberás seguir los siguientes pasos:

  1. Quita el cable de encendido con el enchufe oxidado de la bujía o distribuidor. Si son varios los cables oxidados, trabaja primero con uno y luego con otro.
  2. Acuérdate del orden de los cables, colocarlos de forma incorrecta podría provocar grandes daños en el motor.
  3. Saca el enchufe de la bota protectora del cable de encendido y saca el cable de la bota, de esta forma accederás a la parte oxidada.
  4. Limpia el enchufe oxidado con un cepillo de alambre, también el óxido presente en el cable. Lava el enchufe con agua caliente y sécalo con un trapo limpio.
  5. Aplica una capa contundente de compuesto en gel con la ayuda de una espátula. Dejarlo reposar 1 o 2 horas.
  6. Frota el compuesto sobre el cable de la bujía con la ayuda de una almohadilla, luego enjuaga el enchufe y comprueba que no queden marcas de gel.
  7. En caso de que siga habiendo óxido, repite los pasos de 3 a 7 veces.
  8. Inserta la bota cubriendo el enchufe del cable, vuelve a instalar el cable en el motor y vuelve a conectarlo a la bujía ¡LISTO!

El precio de los kits de cables para bujías depende, en todo caso, del número de cables de encendido que posea y del propio fabricante. Dentro del rango, podemos decir que el coste suele ser de entre los 30€ y los 60€.  

Recambios de desguace al mejor precio

Protección de datos personales

De conformidad con el RGPD, el Responsable del Tratamiento de los datos personales será Gestión Valenciana de Desguace SL (en adelante, RO-DES). Los datos personales no serán comunicados a terceros y se tratarán con el fin de gestionar la consulta enviada mediante el formulario puesto a su disposición. La legitimación se basa en su propio consentimiento. Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación y supresión, así como otros derechos, de acuerdo con nuestra Política de Privacidad.

Acepto el tratamiento de datos personales para gestionar la petición de información enviada a través del presente formulario.